¿Qué es el Bitcoin?

¿Qué es el Bitcoin?

30.05.2019 12:16 h
5 min

El Bitcoin es una moneda virtual, concretamente una criptomoneda, que está descentralizada, es decir, no está controlada por ningún estado ni gobierno. Funciona algo parecido al de una bolsa de valores, pero en este caso depende de la confianza de los propios usuarios: a mayor demanda, mayor precio alcanzará.

El precio del Bitcoin viene determinado por un mercado de fluctuaciones que no podemos controlar. Esto nos aporta cierta inseguridad, debido a que podemos multiplicar nuestras ganancias o tener pérdidas. Todo dependerá de la seguridad que genere la criptomoneda en el momento.

Desde su nacimiento en 2009, ha tenido una gran evolución. Hoy en dia se puede utilizar como método de pago en muchos comercios y ha sido aceptado a nivel global para hacer transferencias. A pesar de ello, tiene una vida limitada, ya que solo se permite emitir un máximo de 21 millones de bitcoins.

Este término fue creado por Satoshi Nakamoto. Un pseudónimo que oculta la verdadera identidad de la persona o grupo de personas que dieron al mundo esta criptomoneda a través de un algoritmo informático.

Un Bitcoin actualmente ha multiplicado su valor por encima del 200%, debido a que en sus inicios se dio la posibilidad de pagar dos pizzas por un valor de 10000 Bitcoins. A día de hoy cuando se está escribiendo este artículo, nos supondría una inversión de 7.047,70 euros.

 

 

¿CÓMO FUNCIONA EL BITCOIN?

El Bitcoin funciona gracias a un sistema llamado Peer To Peer (P2P). Este se basa en transacciones emitidas por dos personas sin la necesidad de una tercera. Con este método, la tercera persona que suele ser la entidad bancaria, desaparece.

La seguridad de esa transacción va a estar bajo una encriptación. Esta encriptación va a ser realizada por otra persona que va a recibir el nombre de Minero. El trabajo de este es el siguiente:

  • Dos personas realizan una compra/venta de los Bitcoins.

  • Esta transacción conlleva un texto y va a recibir el nombre de Bloque.

  • Este Bloque va a tener datos que serán transformados por el Minero en un “Hash” (algoritmo informático), de manera que quedará encriptado.

  • Una vez esté todo encriptado, se añadirá a un registro global público, con lo que la transferencia sería oficial. Esto recibe el nombre de BlockChain (Cadena de Bloques).

  • Para que nadie manipule el BlockChain y la transacción sea válida, el minero deberá añadir un número que haga que el código coincida con el número de ceros del bloque anterior para seguir la cadena. Este número es aleatorio y a mayor número de ceros, mayor dificultad para encontrarlo. Quedaría como en la foto de a continuación.

Fuente: Dataconomy.

Disponible en: https://dataconomy.com/2015/10/wtf-is-the-blockchain-a-guide-for-total-beginners/

  • Una vez realizada la operación, deberá tener una confirmación de hasta 6 veces. El primer Minero en hacer todo ese proceso, recibirá la recompensa en Bitcoin. Según los expertos, la recompensa se reduce a la mitad cada 4 años. En 2018, la recompensa era de 12,5 Bitcoins y se estima que para el 2040 se realice el último bloque.

 

Pero… ¿De dónde salen los Bitcoins? Tal vez sea la pregunta que os estáis haciendo en este momento. Los Bitcoin salen cada vez que se genera un Bloque. La recompensa que se le da al minero son con nuevos Bitcoins creados. Como por primera vez no existía ninguna cadena de bloques, se hizo un bloque a través de un artículo de un periódico del Times. A partir de ese momento, los propios mineros comenzaron a comercializar sus Bitcoins, proponiéndoles a diversos clientes. Así la red ha ido creciendo hasta ser como es hoy en día.

 

Llegado a este punto cabe preguntarnos, ¿qué ventajas e inconvenientes nos aporta el Bitcoin?

 

Entre sus ventajas podemos destacar las siguientes:

 

  • El usuario va a disponer de total libertad para enviar y recibir el dinero, teniendo en todo momento el control del dinero.

  • Menores riesgos para los comerciantes debido a que se hace de forma anónima y sin dejar sus datos personales o privados.

  • Aporta transparencia al estar todo publicado en el Blockchain y todo el que quiera puede acceder a ello.

  • También tienen tasas muy bajas de donde los usuarios pueden incluir un pago en las  transacciones para tener prioridad y una confirmación más rápida.

 

Desde el otro punto de vista, como desventajas tenemos:

 

  • Volatilidad: el número total de bitcoins en circulación y de negocios es todavía muy pequeño, por lo que todavía no se puede manejar grandes transacciones de dinero.

  • Desarrollo en curso: aún se está mejorando el servicio para mejorar la seguridad y la accesibilidad para la ciudadanía. Todavía muchas empresas no tienen disponible pagar sus productos con Bitcoin, por lo que no podrás utilizar tu dinero para esos mercados.

  • Para su creación requiere de grandes ordenadores adaptados a generar códigos y de mucha cantidad de energía y electricidad. Para una transacción de Bitcoin requiere la misma energía que el que gasta un hogar medio: 1 ordenador = 250€ al mes.

  • Al ser un proceso que se hace por Internet, tenemos que tener cuidado con las estafas y falsificaciones que nos suelen ofrecen rentabilidades muy altas, aprovechándose de la confianza de la gente, para luego coger el dinero y desaparecer.

  • Existen lo que se llama Cryptojacking. Se trata de secuestrarnos el ordenador u el móvil con alguna aplicación o página web. Se manipula a distancia para que mientras lo tengamos instalado, nuestro dispositivo esté generando criptomonedas. Nos deja inservible durante el momento que dure.

 

No obstante, para poder crear un bloque y conseguir Bitcoins se debe tener en cuenta las siguientes reglas:

 

  1. Los bloques están hechos de texto.
  2. Los bloques ocupan 1MB de tamaño y se tendrá que meter todas las transacciones que cojan (máximo 2200).
  3. Cada 10 minutos se producirá 1 bloque y solo que puede realizar uno.
  4. El minero deberá recibir una recompensa por crear estos bloques.
  5. Para que el bloque sea válido, lo tendrán que respaldar todos lo mineros.

 

La sociedad cada vez está más acostumbrada a pagar sin la necesidad de utilizar dinero físico, algo que por ejemplo ocurre en Dinamarca cuyo Gobierno ha decidido no imprimir más billetes. Por lo tanto, el futuro que nos espera estará más encaminado a los pagos con criptomonedas, donde el Bitcoin será uno de los protagonistas.

Además, según fuentes del periódico económico «El Economista», el Bitcoin continúa su paso alcista alcanzando este lunes el punto más alto de su cotización en más de un año, con un nivel de 8,953 dólares y un avance superior a 11% contra su registro más alto del viernes. El alza coincide con una jornada de poca liquidez en los mercados tradicionales, debido al día feriado en Estados Unidos.

Noticias Relacionadas

Comentarios

Publicidad

Mantenerse informado

Consigue la mejor información semanal