logo atrapa

Hipoteca para Terreno

Una hipoteca para terreno es un producto que se puso muy de moda en plena burbuja inmobiliaria, aunque lo más habitual es que el banco nos ofrezca una hipoteca para la adquisición de una vivienda.

 

Este producto no habrá que confundirlo con las conocidas como hipotecas autopromotor, las cuales se utilizan para construir una vivienda y será necesario de disponer de las escrituras del terreno. Si desea tener más información sobre esta clase de hipotecas, pueden leer nuestro artículo: ¿Cómo funciona la hipoteca autopromotor?

 

En el caso de la hipoteca para adquirir un terreno, deberemos tener en cuenta que solo nos darán un 65% del total del valor del bien a comprar. Se puede devolver a largo plazo y las cuotas estarán equiparadas al tiempo en el que queramos devolverlo. A mayor plazo, menores serán las cuotas, pero mayor será el interés a devolver. Por ello, no conviene aplazar demasiado pagar la totalidad del dinero prestado. 

 

Hay que tener claro, que existen diferentes tipos de hipoteca, pero las más frecuentes son: hipotecas fijas o hipotecas variables. Las primeras tendrémos un interés fijo que no cambiará hasta que acabe el contrato. Las segundas, estaremos pagando durante unos años un interés fijo y después se aplicará un interés acorde al Euríbor

     
Comisiones de las Hipotecas para Terreno

 

Con la Nueva Ley Hipotecaria las comisiones han cobrado otro sentido. Ahora el cliente puede ahorrar dinero, ya que la mayor parte de las comisiones corren a cargo de la entidad bancaria. Las comisiones comunes son las siguientes: 

 
  • Comisión de Apertura: Antes se podría cobrar dentro de la misma, una comisión por abrir la cuenta y la de estudio, por ver si nos pueden conceder el préstamo. Pero con la nueva ley, el banco solo nos podrá cobrar por una de ellas y lo que consideren necesario. 

  • Comisión por amortización anticipada: se pagan cuando se quiere devolver en su totalidad o parte de ella antes del plazo acordado. Ahora, el banco sólo podrá elegir entre cobrarnos durante 5 años un 0,15% o 3 años por 0,25% de desistimiento; o 2% durante 10 años por riesgo de interés. Es importante establecer que la de desistimiento se aplica tanto a variables como fijas; mientras que la de riesgo de interés solo se podrán aplicar a las fijas. 

   
Ventajas y Desventajas de las Hipotecas para Terreno

 

Lo más práctico hoy en día es contarlas de forma online. Esto nos ofrece una mayor rapidez y comodidad al poder hacerlo desde nuestra casa, sin perder tiempo en ir a una oficina. Las ventajas en general son las siguientes: 

 
  • Podremos enviar toda la documentación necesaria desde casa. Esta documentación será: DNI, copia de nuestra nómina, número de cuenta bancaria, teléfono y email. Incluso para firmar el contrato lo podremos hacer vía online gracias a la firma electrónica. 

  • Suelen ser más baratas con un diferencial más bajo y se aplica para todo tipo de hipotecas. 

  • Evitamos las comisiones de apertura o cancelación. Así tendremos menos comisiones que si la contratamos por la oficina tradicional. 

  • Menos vinculaciones con otros productos bancarios que de forma tradicional nos obligaría a contratar. 

 

Desde Atrapacrédito, también le alertamos de las siguiente desventajas de contratarlas por internet: 

 
  • La negociación de las condiciones será más difícil que hacerlo de forma tradicional, ya que, no al no existir un contacto físico, la conversación resulta más fría y seca. 

  • Nos pueden pedir más requisitos extra a los esenciales, siendo menos flexibles para conceder los préstamos hipotecarios con más probabilidad de que lleguen a negarla.

  • Por último, el aplazamiento de cuotas es más complicada que si se hace de forma offline.