Conceptos financieros

Para poder entender y gestionar tus finanzas, es necesario saber de qué estamos hablando cuando nombramos las palabras ‘conceptos financieros’. Los conceptos financieros básicos, te permitirán actuar adecuadamente y generar, a largo plazo, más dinero. A continuación, vamos a explicar algunos de los principales conceptos básicos financieros.

 

¿QUÉ SON EL ACTIVO Y EL PASIVO FINANCIEROS?

Los activos, son todas aquellas inversiones que te generan beneficios, es decir, el dinero que entra en tu bolsillo. Hay una gran cantidad de ejemplos de activos financieros: bonos, acciones, alquileres, etc. Por su parte, los pasivos, son todo lo contrario. Aquellos movimientos financieros, como la compra de un vehículo o de una vivienda, que nos provocan pérdidas en el capital de manera periódica. Hay que tener en cuenta que los activos financieros suponen un riesgo porque antes de generar riquezas, hay que hacer una inversión en ellos y esto, siempre implica riesgo.

 

PRÉSTAMO Y CRÉDITO

Préstamo y crédito, son dos conceptos bancarios y financieros que pueden dar lugar a confusiones por no saber cuál es la diferencia entre ambos. El primero es un concepto financiero básico en el cual una entidad o empresa entrega una cantidad fija de dinero y el usuario que la recibe debe devolver dicha cantidad más unos intereses fijos, en un plazo de tiempo determinado. El crédito, en cambio, es una cantidad de dinero que el banco o una empresa privada pone a disposición del prestatario. La cantidad fijada para dicho cliente se entregará en plazos -según sus necesidades-, disponiendo este de una cuenta o tarjeta para la retirada del dinero.

 

INTERESES

El interés es un concepto básico contable y financiero que refleja el precio que hemos de pagar por recibir un préstamo o crédito. Para calcularlo, hemos de tener en cuenta solamente dos factores fundamentales: el tiempo y el dinero. Normalmente, se aplica de manera mensual o anual.

Por otra parte, hay que tener en cuenta que el interés refleja la cantidad de dinero que hay en un momento determinado. Si el interés que se refleja es bajo, indica que la economía pasa por un buen momento y cuando la economía pasa por un mal momento, la tasa de interés monetario sube. Por ejemplo, si el tipo de interés es del 10%, implica que una persona que pide un préstamo de 1000 euros debe devolver 1100 euros. En este caso el interés es muy alto debido a que la situación económica es mala. En cambio, si la economía aumenta su valor, el tipo de interés es del 2%.

Hay dos tipos de intereses: fijos y variables. Fijos, aquellos que se mantienen constantes en el tiempo y variables aquellos que suben o bajan dependiendo de las necesidades de mercado.

 

COSTE DE OPORTUNIDAD

El coste de oportunidad, es un concepto financiero básico que hace referencia a lo que renuncias a la hora de hacer una inversión. Las variables de este coste de oportunidad son el tiempo y el dinero.

Uno de los ejemplos más caros es la declaración de la renta. Cuando tú haces este trámite por tu cuenta, es probable que emplees más de cinco horas en completarla, mientras que, si te la hace un profesional te cobrarían alrededor de 50 euros.

 

COSTO IRRECUPERABLE

El costo irrecuperable es un dinero que se ha invertido en algo y ya no vuelve a recuperarse. Aquí el riesgo implica un costo que no volveremos a recuperar. Por ejemplo, si compramos un vehículo, el dinero que nos gastamos en él ya no lo volveremos a tener; se trata de un costo irrecuperable.

 

INFLACIÓN

Este concepto financiero, hace referencia a la pérdida de valor del dinero en un momento determinado. La inflación implica un aumento generalizado de los precios, pues el precio de un producto depende de cuántas personas quieran comprarlo. Esto hace referencia a dos términos básicos: la oferta y la demanda. Si la oferta de un producto es muy grande, su precio tenderá a bajar y viceversa.

 

APALANCAMIENTO

El apalancamiento, es utilizar un dinero prestado para realizar alguna inversión. Es decir, la operación se realizará con fondos ajenos. Esto conlleva un endeudamiento que puede ser positivo o negativo. Si la inversión que hacemos tiene beneficios, el apalancamiento será positivo. En cambio, si se obtienen pérdidas, el endeudamiento aumentará, y las pérdidas se pueden multiplicar con el apalancamiento.

 

RATIO DE LIQUIDEZ

El ratio de liquidez es un concepto básico financiero que implica la capacidad de una empresa para solventar las deudas contraídas, que vencen en un periodo corto de tiempo. Para ello, se debe calcular la relación entre los bienes líquidos de la empresa y las deudas que vencen en menos de un año; es decir, a corto plazo.

 

FONDO DE MANIOBRA

Cuando hablamos de fondo de maniobra, nos referimos a todos los recursos financieros que tiene una empresa a largo plazo. En otras palabras, es la capacidad que tiene para poder cubrir su actividad financiera a corto plazo y poder seguir desarrollándola. Se deben calcular los cobros y pagos de la empresa para un corto periodo de tiempo y habiendo calculado esto, el capital debe continuar en positivo.

FM = ACTIVO CORRIENTE – PASIVO CORRIENTE

 

ACREEDORES

El acreedor, es una persona que tiene el derecho de exigir el pago de una deuda contraída con anterioridad. Aunque la otra parte no haga el pago de dicha deuda, el acreedor puede exigir el pago total, e incluso demandar.

Finanzas

Mantenerse informado

Consigue la mejor información semanal

Noticias destacadas

Publicidad

wizink tu banco senzillo

Social