¿Qué es el ASNEF y el RAI? Importancia en la concesión de un crédito

Problemas de concesion de crédito con ASNEF Y RAI

Uno de los principales problemas para la concesión de un crédito, sea para un particular o empresa, es estar en un fichero de morosos. Estas listas negras lastran las posibilidades de financiación en banca tradicional, y en muchas ocasiones por deudas, cuando menos, discutibles.

En este artículo vamos a explicar en qué consisten los ficheros de morosos más comunes, el RAI y el ASNEF. También se propondrán soluciones para salir de estas listas y recuperar la calificación crediticia. La Ley Orgánica de Protección de Datos 15/1999 reguló estos ficheros, el tiempo durante el que podían almacenar la información y las circunstancias en los que era lícito consultarla. El objetivo era conjugar el derecho de las empresas a reclamar garantías a sus clientes y el de los ciudadanos a la intimidad, de ahí que estos ficheros tengan un uso profesional.

El Registro de Aceptaciones Impagadas, RAI, es un fichero de morosidad de personas jurídicas o, dicho de otra forma, de empresas y asociaciones. En el caso de impago de una letra, cheque o pagaré, la entidad financiera dará parte de la incidencia, que quedará registrada. Si no se abona, esta información permanecerá durante un máximo de seis años, y después tendrá que desaparecer. El problema es que las empresas necesitan financiación, y estar en el RAI es un impedimento para la concesión de un crédito o para trabajar con proveedores, siendo perfectamente posible que una empresa solvente esté en la lista. La cantidad mínima a deber es de 300 euros.

El fichero de la Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, ASNEF, es el más común, dado que afecta a personas particulares o jurídicas, y además, es muy fácil aparecer. Es suficiente con que una empresa de suministros remita una factura y que el cliente se haya negado a pagarla por considerar que era abusiva. La operativa de la compañía será dar parte para que incluyan al presunto moroso en este registro. Al igual que en RAI, la información no puede permanecer más de seis años. Estar en el fichero ASNEF implica no poder conseguir un crédito al consumo y mucho menos una hipoteca. No una existe cantidad mínima y, siempre que se tenga una deuda demostrable, se podrá incluir el nombre del moroso.

¿Cómo salir de estas listas?

Ante los varios abusos registrados, la Administración aconseja cómo actuar para que retiren nuestro nombre. En primer lugar, y en caso de dudas, hay que consultar a la Agencia Española de Protección de Datos, que puede indicar qué tramites realizar en función del caso y, por supuesto, si es posible solucionar el asunto con la empresa acreedora, mejor ir por las buenas. Hay que decir que, en caso de estar incluido ilegalmente en un fichero de morosos, la empresa se expone a sanciones que oscilan entre los 900 y los 600.000 euros.

En el caso de reclamar la retirada de nuestros datos en el fichero por estar incluidos de forma irregular en un fichero o de pagar la deuda, se tendrá que remitir toda la información a este, que está obligado por ley a dar una respuesta en un plazo máximo de diez días. En el caso de dar una respuesta no satisfactoria, procederá denunciar el caso ante la Agencia Española de Protección de Datos para que nos ofrezca una solución definitiva.

Finanzas

Mantenerse informado

Consigue la mejor información semanal

Noticias destacadas

Publicidad

wizink tu banco senzillo

Social